Logo

Zona Bloque 2

Trabajo Social

Comparte esta publicación

Última modificación: 14/08/2014 04:11 pm

Historia

En noviembre de 1985 los profesores Gustavo Giraldo Vargas, Guillermo Jaramillo Arango, Rafael Augusto Granados, José Libardo García Gallego, William García Rodríguez, Amparo Rocío Álvarez, Luís Fernando Alzate Muñoz y Rubiel Ramírez Restrepo, presentaron a la Facultad de Educación el proyecto “Programa de Promoción Social”, el cual tenía  como objetivo formar un profesional en el trabajo de educación y organización de las comunidades (urbanas y rurales) y cuya acción se traduzca en el desarrollo de las mismas, a través del mejoramiento de sus condiciones de vida, en los aspectos de la economía, el hogar, la salud, la recreación, los conocimientos básicos y la educación integral del adulto.  Por tanto el Licenciado en Promoción Social sería formado como investigador de las comunidades, como educador comunitario pero también como organizador. 
 
Este proyecto fue estudiado durante algunos meses, luego en febrero de 1987 el Consejo de Facultad encabezado por Magdalena Gómez de Ríos (decana de la Facultad de Educación) informa a la comunidad universitaria el estado de los diez diseños curriculares en los que la facultad estaba empeñada, entre los que se encontraba el de Promoción Social, pero teniendo en cuenta los procesos que se vivían a nivel de América Latina en la época, las recomendaciones de la Comisión evaluadora designada por el ICFES y que visitó a la Universidad en diciembre de 1986, y las propias discusiones internas, se cambió el nombre por el de Licenciatura en Promoción de la Comunidad, además este ampliaba las posibilidades laborales de los egresados.   Ya el Acuerdo 076 del 3 de julio de 1986 del Consejo Superior había autorizado la apertura  y el ICFES le concede licencia de funcionamiento por medio del Acuerdo 181 del 22 de octubre de 1987. 
 
En enero de 1988 se inició el primer semestre del Programa Licenciatura en Promoción de la Comunidad con la Dirección de Gustavo Giraldo Vargas y la Coordinación de José Libardo García Gallego.  Esta carrera buscaba ofrecer una alternativa para que los bachilleres en Promoción Social pudiesen continuar su formación superior en este campo y a la vez preparar personal de docentes para los establecimientos educativos, que contemplaran en sus currículos la formación para el trabajo comunitario.  La primera promoción (26 Licenciados) egresó a mediados del año 1992 y en total fueron siete promociones.  El ICFES realiza en mayo de 1992 visita de evaluación y por medio de la  Resolución 001465 del 25 de junio de 1992 aprueba el Programa hasta diciembre de 1995. 
En el año 1993 acogiendo las recomendaciones de la Comisión asesora del ICFES contenidas en el documento “Hacia una reforma de las unidades formadoras de docentes”, se encontró que no era posible conservar el carácter de Licenciatura, puesto que este tipo de formación quedaría reservada a las facultades o departamentos que en cada universidad harían las veces de unidades formadoras de docentes (facultades de educación);  a raíz de esto se rediseñó el programa Licenciatura y se cambió por la denominación Promotoría del Desarrollo Comunitario, que tenía como objetivo formar un profesional en el campo específico de la investigación, la animación, la organización de las comunidades, en el diseño y ejecución de proyectos comunitarios y cuya gestión fuera traducida en el desarrollo de éstas a través del mejoramiento de sus condiciones de vida; también se propusieron seminarios interdisciplinarios de las áreas de fundamentación y espacios orientados a partir de ejes temáticos y problemáticos, como una de las metodologías de trabajo básicas en el desarrollo del plan de estudios.  Por acuerdo 082 del 1 de noviembre de 1994 el Consejo Superior autoriza su apertura y el ICFES le asigna el código 45145. 
 
En 1995 se consolida el Programa Promotoría del Desarrollo Comunitario, se abren las inscripciones e inician las actividades académicas.  Es en el marco de este programa que la Universidad del Quindío y el Colegio Mayor de Bolívar firman en 1998 el convenio interadministrativo que permite ofrecer  a los egresados de Tecnología en Promoción Social que habían cursado seis semestres en Cartagena de Indias, el ciclo de profesionalización (cuatro semestres) para obtener el título de Promotores en Desarrollo Comunitario.  De este convenio egresaron dos cohortes, un total de cincuenta y dos (52) promotoras.
 
El 20 de agosto de 1999 egresó el primer grupo de Promotores del Desarrollo Comunitario en la ciudad de Armenia, once profesionales. Luego se realizó una evaluación interna del programa y se encontraron falencias relacionadas con la titulación y la ubicación laboral de los egresados, ya que los empleadores no tenían claro si estaban frente a un técnico, un tecnólogo o un profesional; por lo tanto en el año 2000 empezó un proceso de transición hacia otra denominación, cuyo documento de soporte es presentado en abril de ese año y el ICFES le asigna al ahora Programa Desarrollo Social y Comunitario el código 120843070146300111100.   Su propósito era formar profesionales con capacidades para estimular procesos de transformación en el ámbito de lo social y lo comunitario, teniendo como base fundamental la formación específica en investigación de determinados grupos humanos, apoyándose en las diferentes disciplinas que se articulan para la comprensión de problemas sociales y/o comunitarios.  Buscaba formar profesionales como investigadores, orientadores, organizadores, planificadores sociales y como administradores y gestores de proyectos. 
La primera promoción se graduó en el año 2002 la que estaba constituida por estudiantes que habían ingresado a Promotoría del Desarrollo Comunitario e hicieron un semestre adicional para obtener el título de Profesionales en Desarrollo Social y Comunitario; en total se graduaron ocho promociones y la última egresó en 2006.
 
En el año 2004 Desarrollo Social y Comunitario, bajo la dirección de Miriam Inés Díaz, inicia gestiones para la obtención del registro calificado, para lo cual elabora el documento que da cuenta de las condiciones mínimas de calidad consideradas por el Decreto 2566 de 2003 y que todo programa académico debe reunir.  Con base en él, el Ministerio de Educación Nacional envía pares académicos a mediados del año 2005 y sus recomendaciones y sugerencias, así como las de la Sala de Ciencias Sociales, Humanidades y Artes se dan a conocer a través del Auto firmado por el Viceministro de Educación Superior del 21 de abril de 2006.  Entre esas recomendaciones, además de la necesidad de nombrar docentes de planta, ampliar la base bibliográfica e incentivar la formación de postgrado de los profesores, el MEN sugiere cambiar la denominación de Desarrollo Social y Comunitario por la más genérica de Trabajo Social, pero conservando el pensum ya que estaba muy bien consolidado en las áreas de fundamentación y prácticas.  
 
La dirección del programa en cabeza de José Manuel Pérez Bravo, propicia la discusión con todos los actores: estudiantes, egresados, docentes y por mayoría se decide el cambio de denominación de Desarrollo Social y Comunitario por Trabajo Social; se ajustó el plan de estudios en aquellos elementos que como el trabajo con familias y la revisión histórica de la profesión eran obviamente débiles.  Se construye un nuevo documento de condiciones mínimas de calidad, ésta vez de Trabajo Social, atendiendo las recomendaciones y es enviado al MEN en julio de 2006, respaldado por el Acuerdo 012 del Consejo Superior del 10 de julio de 2006.  En noviembre del mismo año la Universidad recibe copia de la Resolución 5961 del 29 de septiembre de 2006, por medio de la cual el Vice ministerio de la Educación Superior otorgó Registro Calificado al programa Trabajo Social por el término de siete años.  Así nace este programa, que decide “migrar” a todos sus estudiantes (quienes habían iniciado Desarrollo Social y Comunitario) al nuevo programa, por lo que en julio de 2007 (después de un plan de ajuste y transición) titula su primera promoción.
 
youTube
Acerca de este Portal Nexura